Clarividencia - ¿Cómo funciona?


Clarividencia

¿Qué es la clarividencia?

Lo que llamamos clarividencia o visión espiritual es a groso modo una capacidad de observación extrasensorial que permite a ciertas personas captar información de sucesos futuros o pasados. Pueden conseguir información de personas o zonas que no conocen; incluso entrar en contacto con la dimensión espiritual. Muchos están en contra de la clarividencia porque su existencia contradice abiertamente las leyes físicas.

Es difícil de entender si poseemos el don de la clarividencia porque puede ser tan sutil que incluso puede parecer que estás imaginando o inventando cosas en tu cabeza. En muchos casos, si siquiera se tiene que cerrar los ojos para tener este tipo de percepción extrasensorial. Científicamente se reconocen 5 sentidos habituales del cuerpo (tacto, gusto, vista, olfato, oído), pero también tenemos otros sentidos psíquicos que el espíritu utiliza para recibir información más sutil, más allá de los cinco sentidos ordinarios que estamos acostumbrados a utilizar.

Por lo tanto, un clarividente es una persona especial usa la capacidad psíquica del tercer ojo, o sexto chakra, para "ver" la energía en forma de colores, imágenes, imágenes, luz y movimiento. De esa manera puede ver sucesos que han pasado y que pasarán en el futuro.

¿Cómo desarrollar la clarividencia?

Ser clarividente no es cuestión de estudio es cuestión de azar. Una persona sin el don que intente desarrollarlo o estudie mil horas, jamás desarrollará la capacidad de la clarividencia. Hay clarividentes que piensan que este don se puede inculcar en cualquier persona y ahí nacen los timos o los fraudes de cursos falsos para ser un clarividente de éxito.


Por otro lado, los pocos afortunados que han sido tocados por la capacidad de la clarividencia, deben esforzarse para poder controlarla y desarrollar su máximo potencial. Es decir, no basta con tener el don, si no se educa es casi como el resto de las personas normales. También hay hay personas que tienen tendencias naturales a tener experiencias que están relacionadas con la videncia. Sin embargo, la falta de interés o sin una guía adecuada, lo más probables es que vivan sus vidas como gente normal sin poderes adivinatorios. Sobre todo, porque las primeras experiencias pueden ser incomodas. Muchos clarividentes suelen acabar en psicólogos que tratan de enterrar el talento entre pastillas o conductas distintas.

¿Cómo la clarividencia me cambió la vida?

En mi caso, no fue algo de un día para otro, sino que fue algo progresivo. Existen muchos clarividentes que afirman que les sucedieron hechos extraordinarios y a partir de ahí, empezaron con las visiones, las percepciones extrasensoriales y a tener cierto ojo con las energías que les rodeaban. Yo debí ser un bicho raro porque no recuerdo un día en donde el don de la clarividencia no estuviera presente en mi día a día. Desde niña podía ver cosas ocultas, presentir eventos que me sucederían y extender mi percepción más lejos que una persona normal.


Y aunque yo he aprendido a dominar el don de la percepción extrasensorial, no se lo desearía a nadie. Ya que al principio sólo ves todo el mal que le puede pasar a tus seres queridos y al tratar de ayudarlos, te sentirás muy incomprendida. Yo, por ejemplo, acabé guardándome para mí el evento que iban a suceder, para tratar de encajan en una sociedad que odia lo que no comprenden. Existen fuerzas en la naturaleza que aún no comprendemos, pero negarlas sería absurdo. Como por ejemplo, lo milagros, los contactos con el mundo de los espíritus o los acontecimientos inexplicados. Ser clarividente es mi mayor don y mi mayor bendición y si con el puedo ayudar a más personas, lo seguiré usando por muchos años.


¿Cómo contratar los servicios de Emma Lluna?

Las consultas son telefónicas, no presenciales. Para contratar mis servicios de adivinación se debe hacer bajo cita previa debido al volumen de llamadas. El coste de 30 minutos son 60 euros y el de 60 minutos son 120 euros. Se puede realizar el pago a través de transferencia o Paypal. Para pedir una cita puedes hacerlo a través de:


Clarividencia

¿Cómo os puedo ayudar como clarividente?

Mi poder como clarividente me permite entrar en contacto rápidamente con tu espíritu y con los sucesos que van a acontecer. En ocasiones, podemos ver pequeños sucesos que han ocurrido en vuestro pasado y que nos ayudan a entender mejor el presente actual. Aunque también este don es un tanto peligroso porque en malas mano, podríamos hacer más mal que bien. Hablando con un cliente, podríamos vislumbrar diferentes posibilidades y orientarle hacia el mal camino. Por ejemplo, podríamos encauzarlo a que se olvide del amor y se enfoque sólo en el trabajo hasta que sea millonario. Pero cuando fuera viejo y no tenga a nadie con quien compartir su vejez, lo más seguro es que se arrepintiese de cómo ha vivido su vida.


Ser clarividente es una responsabilidad muy grande y yo me la tomo muy en serio. Si tengo dudas sobre algún aspecto importante de la predicción, he cancelado la sesión por miedo a causar daños irreparables en las vidas ajenas.


Aunque en la mayoría de los casos, he podido ayudar a mucha gente a ver con claridad su camino y motivarla para que lleguen a ser la mejor versión de si mismos. Y ¿Cómo lo hago? De una forma natural, pausada y hasta relajante, donde a través de una conversación fluida entro en contacto con las energías espirituales de los hombres y las mujeres y saco lo mejor de ellas.